Full width home advertisement

Music

Interviews

Post Page Advertisement [Top]

Experiencia Vaca Vieja.

Experiencia Vaca Vieja.



Amo conocer nuevos lugares. Sin querer, Caracas se ha convertido en una ciudad tan grande como monotemática. Siempre vamos a los mismos sitios, con los mismos amigos y de eso vamos. Hace un rato, conocí por las redes sociales un sitio que pintaba ser diferente.



¿Vaca Vieja? ¿Es en serio? 



Como tema de La Billo, el sitio se llama Vaca Vieja. Me organice para ir muchísimas veces, pero la universidad me consumía. En vez de disfrutar de un buen plato, disfrutaba de guías para exámenes próximos. Así fueron pasando los jueves, hasta que decidí asistir, sin importarme los exámenes. Invite a mi familia y más que para traerles una reseña, fui a conocer la nueva propuesta. Como mencione al inicio del post, amo la innovación. Muy pronto les traeré un nuevo proyecto -en el que trabajo arduamente- donde verán lugares geniales a través de vídeos. (Luego les cuento más).




¡A VIAJAR!




Al entrar a Vaca Vieja, todo cambia. The Place es el sitio perfecto, un poco tenue, pero perfecto. Puedes llevar a tu pareja, tu familia, amigos o hasta celebrar tu cumpleaños. Las paredes del sitio estaban, esa noche, llena de arte genial. ¡Quería comprar todo! ¡TODO! Gabriel Mesa, el artista de turno -cada semana es uno diferente- se encargó de plasmar lo mejor de su obra. Imágenes tan geniales como económicas, si estabas comiendo y justo detrás de ti, veías una obra de tu agrado ¡Te la podías llevar! Los precios variaban, pero para el momento en el que vivimos era arte regalado.




Luego de sentarnos, lo único que no me gusto del lugar fue el esperar que me atendieran. Igual yo entiendo, el sitio estaba a más no poder y los pobres mesoneros corrían de un lado para otro. Cuando al fin nos atendieron, valió la pena. El mesonero me recomendó no pedir un plato de hamburguesas por persona. ¡Entendí cuando las trajo! Cada plato constaba de cuatro mini-hamburguesas DELICIOSAS. Lo juro, una era mejor que otra. La de pollo y yo, nos enamoramos en el primer bocado. Cada mordisco era diferente. Apenas llegué al centro, mi paladar exploto. La combinación entre cebolla caramelizada y la salsa de ají dulce fue lo mejor que he probado en una hamburguesa. ¡Quería cuatro más! Pero solo de esa.




Todo no termina allí, el postre estuvo a cargo de @MrBrownie. Sus deliciosos brownies son otra cosa. El Vaca Vieja es mi favorito junto al Red Velvet. No duden en seguirlos. Si están en Vaca Vieja y una chica se les acerca con la caja, pidan muchos y me guardan. Son geniales y no empalagan.




Mi mamá quedo enamorada del lugar, de la comida y la música. Pues le encantó las interpretaciones en bajo de Enrique Pérez Vivas y luego, las mezclas bailables de El Pulgarin.




¡Los recomiendo! Con los ojos cerrados, sé que no me dejaran mal y que cada persona que lea esto y vaya, la pasarán brutal. Caracas necesita nuevas propuestas y esta sin duda, es una imperdible. Si fuera por mí, iría todos los jueves. Así que no se extrañen si un día estoy en la mesa de al lado, inspirado comiendo.



¡Gracias por visitar el blog! Espero sus comentarios.






Atte. Ostwald J. Guillén



1 comentario:

  1. Ahora tengo muchisimas ganas de ir, solo te falto poner la direccion. El sitio se ve super interesnate y el hecho de que cambien la decoracion del sitio cada semana con un artista diferente es lo que mas me llama la atencion.
    Seguro me paso y te digo, sobre todo un jueves jaja.
    Muchos besos

    anacaprii.blogspot.com

    ResponderEliminar

Bottom Ad [Post Page]